CONSEJOS DE LAVADO PARA TEJIDOS IGNIFUGOS

Seguro que muchas veces habéis tenido duda a la hora de lavar la ropa de trabajo que os protege de la llama, o de la soldadura… Hoy os traemos algunos consejos útiles a la hora de lavar y secar estas prendas de trabajo:

Todos los tejidos resistentes a la llama deben ser lavados y secados regularmente para eliminar contaminantes y suciedad. La calidad del servicio de lavado es de gran importancia. Las prendas deben ser lavadas según las instrucciones del fabricante, facilitadas en la etiqueta de cuidados cosida en la prenda, ya que un lavado incorrecto de las prendas resistentes a la llama, puede afectar de forma importante a su rendimiento y hechura. Las propiedades de la prenda resistente a la llama durarán mucho más si se lavan y limpian de forma adecuada.

Procedimiento de lavado/secado:

1.- Pre-tratamiento: Si las manchas son difíciles de eliminar, pueden ser tratadas antes de meterlas en la lavadora con un jabón líquido aplicado directamente sobre las manchas y frotando ligeramente.  Las manchas más intensas y difíciles deberán ser tratadas con un producto quitamanchas comercial lo antes posible y dejando el producto durante el tiempo suficiente para que penetre y afloje la mancha. No utilices nunca blanqueadores clorados ni detergentes que contengan blanqueadores, ya que reducirán las propiedades de resistencia a la llama del tejido. No se recomiendan suavizantes, apresto u otros aditivos ya que pueden enmascarar el rendimiento de la resistencia a la llama y pueden actuar como combustible en caso de una combustión.

2.- Lavado: Lava siempre la ropa contaminada por separado,  no la mezcles con ropa que no sea de trabajo. El tejido resistente a la llama puede ser lavado normalmente a altas temperaturas, sin embargo son los otros componentes en la prenda (cinta reflectante, logos, etc) los que dictan la temperatura máxima a la que puede ser lavada. Respete siempre la temperatura de lavado que figura en la etiqueta de la prenda. Lave y seque siempre las prendas del revés, para minimizar la abrasión a la superficie y ayudar a mantener el buen aspecto de la superficie de las prendas. Las cremalleras deberán esa abrochadas durante el lavado. Evita sobrecargar la máquina para que las prendas puedan moverse libremente en los ciclos de lavado y aclarado.

3.- Secado:  El secado en tambor no es normalmente recomendable ya que la temperatura utilizada es, a menudo, demasiado alta y la prenda puede encoger. Es vital que las prendas de algodón o mezcla de algodón no se  sobrecalienten al secar. Esta es la principal causa del encogimiento excesivo de la prenda. No colgar a la luz directa, ya que puede causar la decoloración.

Siempre que sigas estas instrucciones de lavado…¡conseguirás que el tratamiento para la resistencia de la llama se mantenga durante el ciclo de vida normal de la prenda!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies